Portal de crítica de cine – minicritic.es

por Adelaida Valcarce

Comparte esta crítica

Desde el inicio del confinamiento, la Sala Virtual no deja de darnos alegrías cinematográficas. Ahora le llega el turno al arte a través de tres nombres propios, como son los de Frida Kahlo, Miguel Ángel Buonarroti y “Caravaggio” (de nombre también Michelangelo, como el genio de Caprese) y de un edificio tan emblemático como el Museo del Prado.

“Perdí a tres hijos, además de otra serie de cosas que habrían dado sentido a mi horrible vida. La pintura ocupó su lugar”. Con esta cita comienza la docuficción Frida. Viva la vida, dirigida por Giovanni Troilo y dedicada a la revolucionaria e inclasificable artista mexicana Frida Kahlo, quien desarrolló su creatividad a raíz de un grave accidente de autobús en el que se rompió la columna. La idea del tormento como fuente de creatividad tiene su origen en un texto atribuido a Aristóteles, o a su escuela de pensamiento. Sin embargo, el dolor no es lo único que da origen a las obras maestras. De hecho, se podría decir que lo contrario también es cierto. El arte no expresa dolor, sino que lo reinterpreta. A raiz de la localización de nuevos materiales  relacionados con la pintora, se articula este film, apoyado por testimonios familiares y de expertos.

Michelangelo Buonarroti (1475-1564) no necesita presentación: qué más se puede decir de esta leyenda de la escultura y de la pintura, que también demostró dotes de arquitecto (suyo es el diseño de la cúpula de la basílica de San Pedro del Vaticano). Hombre iracundo, a menudo arrogante, no llevaba bien las comparaciones y rivalizó con pintores de la talla de Rafael Sanzio o Leonardo da Vinci, y lidió con mecenas papales como Julio II, León X y Clemente VII. Algo que ya ha sido reflejado en  todo tipo de documentales e incluso en películas de ficción (cuesta quitarse de la cabeza a Charlton Heston como el genio renacentista que tuvo sus más y sus menos con el Julio II interpretado por Rex Harrison en La agonía y el éxtasis de Carol Reed, 1965). Alejándose de la ficción, se estrena ahora Michelangelo, una revisión apasionada a la producción de este polifacético titán de las artes.

El documental, dirigido por David Bickershaff, escoge y se recrea en algunos episodios de la vida y en las obras del genio florentino, a quien muestra también como figura pintada por otros artistas, como Heráclito en La Escuela de Atenas (1510-1511) de Rafael, o por sí mismo en la piel de San Bartolomé de El Juicio Final.

El resultado es un film que se entretiene en una dramatización trascendental y alegórica del personaje y que brilla en la magnífica exhibición de sus obras más icónicas, del David al Moisés hasta los frescos de la Capilla Sixtina.

carabaggio-2

Por otra parte, Caravaggio en cuerpo y alma es un viaje en movimiento por la atormentada y convulsa vida de Miguel Ángel Merisi de Caravaggio. Producida por SKY y Magnitudo Film, la película llegó a las salas hace casi dos años, siendo ahora rescatada para la Sala Virtual. Dirigida por Jesús Garcés Lambert, lo que cuenta es la historia del artista a través de una profunda investigación sobre sus obras y pruebas documentadas en torno a su vida, poniendo especial énfasis en sus experiencias vividas. Una vida de luces y sombras, de genialidad salvaje y contradicciones, detectándose influencias de todo ello en los detalles de sus obras maestras. Un hombre cuya audacia y genio fueron a la vez el tormento y el impulso con el que logró una gloria que llega, con toda su fuerza, hasta nuestros días.

Dejamos para el final, Pintores y reyes del Prado, un relato de la historia del Museo y  sus colecciones que recorre la historia de España, narrada por Jeremy Irons. Una película de reyes, reinas, dinastías, guerras, derrotas y victorias, así como un retablo de los sentimientos, emociones y gustos personales de los hombres y mujeres de antaño y de hoy, cuyas vidas se entrelazan con las de la Pinacoteca.
La película documental dirigida por Valeria Parisi cuenta con la participación del director, conservadores y restauradores del Museo, y el testimonio personal de cinco mujeres del panorama cultural español. Todo un goce para los sentidos que pone el broche de oro al Bicenterario del Museo. 

Minicritic recomienda: "ÚLTIMAS CRÍTICAS"

Síguenos en las Redes Sociales

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar