Portal de crítica de cine – minicritic.es

MINICRITIC WEEKEND #20

Estrenos 21-02-2020

Por Adelaida Valcarce

El mes de febrero continúa su andadura con estrenos para todos los gustos: un film sobre compañerismo entre hombres y perros que corren mil aventuras (La llamada de lo salvaje); una moderna road movie (Queen & Slim); una cinta que muestra los límites del comportamiento humano en comunidad (Monos); un film sobre los represaliados de la dictadura guatemalteca (Nuestras madres); y un relato de animación (Las golondrinas de Kabul)

Basada en la novela homónima de Jack London que ya fue llevada al cine en 1935, La llamada de lo salvaje cuenta la historia de Buck, un perro de gran corazón cuya vida cambia cuando es arrancado de su apacible hogar y transportado a Yukón en Alaska durante de la fiebre del oro de los años 90 del siglo XIX. Será difícil, pero acabará adaptándose en un equipo de trineo de perros que acabará liderando. La película está protagonizada por Harrison Ford, Dan Stevens, Omar Sy, Karen Gillan, Bradley Whitford y Colin Woodell y dirigida por Chris Sanders (Cómo entrenar a tu dragón). Es un híbrido de acción real y animación que utiliza efectos visuales y tecnología de animación de última generación para que los animales de la película sean personajes totalmente fotorrealistas y transmitan emociones auténticas. Una historia de supervivencia y dignidad perfecta para adolescentes y preadolescentes amantes de la aventura y los animales.

la-llamada-de-lo-salvaje

En Queen & Slim (Melina Matsoukas), tras una ligera infracción de tráfico, un hombre (Daniel Kaluuya) y una mujer de color (Jodie Turner-Smith) que disfrutan de su primera cita, son parados por la policía. Una situación que no debería tener mayores consecuencias acaba de forma trágica cuando el hombre mata al oficial de policía en defensa propia. Aterrorizados y temerosos por las consecuencias, ambos se ven obligados a huir. Esto y mucho más se narra en esta potente película a lo Bonnie And Clyde de los nuevos tiempos. En esta huida desesperada a ritmo de una estupenda música, los interrogantes acerca de la brutalidad policial, el problema racial y la injusticia son protagonistas absolutos del metraje.

Monos describe el funcionamiento de La Organización, un grupo de guerrilleros adolescentes que funciona como una secta. Han secuestrado a una «doctora» estadounidense (Julianne Nicholson) y la mantienen escondida en plena selva. Los entrenamientos cotidianos, las contradicciones, los deseos y las miserias de estos jóvenes son descritos de manera brutal. Su director, Alejandro Landas (Cocalero, Porfirio), crea un ambiente subyugante, casi hipnótico en el que se suceden el terror y el drama. Monos ha recorrido decenas de festivales, entre ellos Sundance, Berlín, Bafici y San Sebastián y en todos ellos su paso ha sido arrollador.
Una mirada distinta, incómoda y sin concesiones, a la violencia de una guerra civil que marcó (y sigue marcando) la historia reciente de Colombia.

monos

En Guatemala, como en Ruanda, Camboya y otras dictaduras crueles, los militares y sus secuaces masacraron comunidades enteras, y los supervivientes no consiguen acabar el duelo. De la dictadura militar instaurada a finales de los años 70 en Guatemala surgió una guerra civil que no terminó hasta veinte años después, dejando más de 200.000 muertos y enterrando la memoria de 40.000 desaparecidos. Con Nuestras madres, que compitió en la Semana de la Crítica de la 72ª edición del Festival de Cannes, Cesar Díaz muestra memoria y resiliencia. Su película surge como un grito en el silencio histórico que rodea a la desconocida masacre, cuyas víctimas fueron esencialmente indios, y presenta el retrato desgarrador de una madre y su hijo, Ernesto, que no trabaja para ayudar a los vivos sino para reparar el recuerdo de los muertos, localizándolos e identificándolos, ya que es antropólogo y destapa fosas comunes. Una película impactante, sencilla en su planteamiento pero que dejará una huella imborrable en el espectador.

nuestras-madres

Verano de 1998. Kabul ya está tomada por los talibanes. Allí, una pareja enamorada intenta sobrevivir entre la violencia y la pobreza que les rodea. Mohsen y Zunaira quieren sobreponerse al destino, a una ciudad en la que se escuchaba antes a las golondrinas y ahora a los cuervos. Un acto de Mohsen cambiará sus vidas para siempre. Las golondrinas de Kabul, basada en la novela de Yasmina Khadra, es una adaptación al cine de animación dirigida por Eléa Gobbé-Mévellec y Zabou Breitman. Estamos ante una cinta cuya estética visual permite abordar acontecimientos trágicos de forma frontal y sin demasiada violencia psicológica para el espectador. Las dos directoras sacan el mejor partido de una trama sencilla, pero perfectamente articulada, tejiendo tranquilamente bajo los hilos argumentales un abanico de temas (la pareja, el amor, los exsoldados, el integrismo, las debilidades humanas y las luces de la fe y la esperanza bajo un yugo dictatorial, etc), respetando cuidadosamente las reglas del suspense. El film constituye un buen ejemplo (estético y narrativo) de la capacidad para transmitir ideas esenciales, humanistas y feministas, entre un gran público (de jóvenes y adultos) que ofrece el cine animado de autor. 

las-golondrinas-de-cabul

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar